«Libre», «Un beso y una flor»: Nino Bravo se fue hace 48 años, pero sigue cantando

Tenía 28 años y comenzaba a impactar al mundo. Era un 16 de abril, 48 años atrás, cuando su nuevo auto, un BMW dio varias vueltas, en la curva maldita. Eran cuatro ocupantes, pero solo murió él. Nino Bravo dejaba físicamente este mundo, pero sus canciones siguen impactando.

Tras una actuación en Madrid, Nino Bravo volvía a su Valencia natal aquel 16 de abril de 1973, cuando ocurrió el accidente. Su flamante auto, que el mismo manejaba, empezó a dar vueltas hasta quedar deshecho en el costado de la autopista. Camino al hospital murió.

Nino Bravo nació como Luis Manuel Ferri Llopis, el 3 de agosto de 1944 en un pueblo valenciano llamado Ayelo de Malferit, y a los 16 años comenzó a trabajar en la joyería local Casa Amat, mientras cantaba como un aficionado. Antes de cumplir los 20 ya había fundado el grupo Los Hispánicos, con sus amigos Félix Sánchez y Salvador Aranda y como trío tenían mucho éxito en los bailes, pero sus compañeros no se tomaban la música en serio (Infobae).

El autor de “Libre”, “Un beso y una flor”, “América” sigue siendo el principal protagonista de esas noches de karaokes, de fiestas, en las que muchos “creen” ser él por algunos minutos. Carismático, sensible, impactante, Nino Bravo sigue cantando.