Populismo es solo cuando no se trata de amigos corruptos

La ley sancionada por el congreso que exonera del pago de la luz por 6 meses es tratada de populismo por los amigos del poder, los que no sienten en carne propia el desempleo, la diferencia entre «el debe y el haber» en su balance diario, ese que sufre el sector más castigado de éste país de corruptos con guantes blancos. La pregunta de los dueños de éste país es de donde saldrá la plata para saldar la “perdida” que tendrá la ANDE por no cobrar esos meses de exoneración.

Pero ésta pregunta nunca la hacen cuando se trata de desfalcos multimillonarios, robos de Fonacide, royalties, sueldos súper abultados de los que gozan los amigos del poder. Nunca se preguntaron cómo se van a tapar esos agujeros negros que dejan en las arcas del estado la mayoría funcionarios públicos que acogotan a este país y a sus humildes y sufridos trabajadores.

Pero se trata de Juan Pueblo pues entonces las matemáticas no dan como resultados los mismos números, son diferentes de los que arrojan cuando se trata de robos de los amigos. Serios indicios de vaciamiento de las arcas de la Municipalidad de Ciudad del Este fue fueron ignorados ésta mañana por una jueza acomodadísima a los que tiene el bastón de mando, o sea el dinero público fácil de llevar a las arcas propias. Es solamente un ejemplo de los miles hechos de corrupción que ultraja al Paraguay y arrastra a este pueblo manso a la miseria.

El pago de la luz es, con seguridad, el factor más sensible para el trabajador al que no le alcanza la plata. Y es justamente en éste país productor mayoritario de energía en el que su gente más desprotegida paga la luz más cara de la región. No nos vengan con que Itaipú y Yacyreta “son  nuestras”. Qué mentira tan grande! Son de los que ganan más de 100 millones al mes, a quienes se le paga por estar “presente” en el trabajo, como si fuera que al ser contratado ya no tiene la obligación de asistir a su puesto. Es una de las miles de bofetadas que sufre la población pobre que se debate día a día entre pandemia, sobrefacturaciones a tambor batiente principalmente de la ANDE, escaso sueldo si lo tiene y corruptos que se burlan de los pobres.

El presidente de la república Mario Abdo Benítez dio indicios de que vetará la ley. Si eso se concreta, es necesario que el pueblo se manifieste, que salga a las calles, que pateen la bota que les pisa el cuello. Hay que dejar de ser solo observadores del robo descarado que ocurre a diario y ponerlos a éstos miserables de espíritu donde deben estar: En la cárcel.

Foto: Mario Abdo Benítez, presidente de la república (twitter).